Beneficios practicar Yoga diario

¿Qué pasa si hago yoga todos los días?
Hoy en día se cuentan por millones las personas que llevan una practica semanal de Yoga. Desde personajes súper famosos a gente anónima, todos, hombres, mujeres y niños se declaran enganchados al yoga, una disciplina milenaria que se originó en la India hace más de 4.000 mil años y que se ha popularizado de tal manera por sus beneficios para la salud física y mental que hay un tipo de yoga para cada necesidad. Desde los más modernos como el Bikram Yoga también conocido como Hot o yoga caliente y que se realiza a unos tórridos 42 grados de temperatura y es perfecto para eliminar toxinas, el Yoga aéreo en el que literalmente te cuelgas del techo en una especie de red tipo hamaca para árbol y suspendido sientes la ingravidez y el mundo del revés, hasta los yogas más clásicos y tradicionales como el Kundalini Yoga o el Hatha Yoga, todas estas clases se basan en conectar cuerpo, mente y emociones utilizando la respiración, la meditación y las posturas corporales.    

Yoga para principiantes en baja forma
Para los principiantes en baja forma se trata de una práctica de acondicionamiento físico que pueden hacer cómodamente en casa que está a medio camino entre una actividad deportiva y un método de meditación, el caso es que la práctica del yoga cautiva a quien la hace y que todos los asiduos afirman que les ha cambiado la vida para bien. ¿Lo mejor del yoga? La progresión en las asanas la marcas tú y guiado por un buen instructor que mida las posibilidades de cada alumno. Yoga es atemporal, una disciplina para todas las personas y edades, desde niños, adultos, embarazadas y personas mayores. Todo el mundo se beneficia en mayor o menor grado de practicar yoga 

¿Entonces, por qué no probar algo tan maravilloso como el yoga que se puede realizar en casa o en cualquier lugar y cuyos beneficios holísticos están sobradamente avalados por profesionales de la medicina? Respira hondo, relájate y lee con atención todo lo que practicar yoga a diario puede hacer por ti.  Esta comprobado cientificamente: Hacer yoga al menos dos veces por semana reduce la ansiedad y el estrés de manera similar al de una terapia médica convencional basada en tomar ansiolíticos, pero estando sano, equilibrado, feliz y sin contraindicaciones. 

¿Qué es el Yoga y cuáles son sus beneficios? 
Otros maravillosos beneficios del yoga incluyen un aumento en la calidad del sueño y una ayuda en la relajación para dormir mejor. Un estudio demostró que las personas que practicaban yoga todos los días tardaban 15 minutos menos de media en quedarse dormidas, e incrementaban el número de horas que dormían en un promedio de una hora más por noche. Además, la mayoría se sentían felices y expresaban la sensación de estar más descansadas por la mañana y activas durante todo el día. 

Si haces Kundalini Yoga llevas el trabajo mejor. Si tu jornada de trabajo te agota, no te gusta tu empleo o te mueves en un hábitat laboral muy competitivo y estresante, el yoga puede ayudarte a lidiar con esto sin cambiar de trabajo. Otro estudio realizado en Lonavala, India, en el Kaivalyadhama Yoga Institute que analiza cinco indicadores del rendimiento laboral (satisfacción, compromiso, resultados, implicación emocional y relaciones sociales con los compañeros) ha demostrado que los beneficios del yoga se apreciaban para los empleados al cien por cien en cuatro de los cinco puntos analizados, solamente el nivel de compromiso quedó exento de las bondades del yoga. 

¿Cuánto tiempo se debe practicar yoga?
También los niños y los jóvenes estudiantes que hacen yoga a diario o 3 veces por semana en clases de al menos una hora de tiempo mejoran el rendimiento académico y la concentración. La atención a la respiración, la relajación y la meditación que se incluyen en las clases de yoga, hacen posible alcanzar un estado mental más sereno, quitando nervios y estrés ante la presión de los estudios y mejorando el rendimiento. O lo que es lo mismo, hacer yoga faculta estudiar menos y aprender más y más rápido. Mejor una hora de yoga que una noche hincando codos. 

¿Qué pasa si hago yoga todos los días?
Practicar todos los días yoga tiene beneficios que incluyen el fortalecimiento de huesos y músculos. ¡Puedes estirar mucho sin agujetas! Si se realiza de manera consciente, concentrada, progresiva y adaptada, el yoga evita que los cristalitos del ácido láctico se acumulen en los tejidos del cuerpo, además de reforzar los huesos evitando la pérdida de masa ósea y potenciar la flexibilidad de las articulaciones. Yoga es un gran antídoto sano y natural contra la osteoporosis, entre sus muchas otras virtudes. 

Con paciencia y practicando todos los días se aumenta la flexibilidad. A pesar de que a los principiantes las posturas les parezcan propias de un contorsionista, a medida que se avanza en su práctica vienen los beneficios y el yoga contribuye a potenciar la flexibilidad muscular. Cruzar las piernas en Padmâsana, la postura del loto, te resultará en unas semanas un juego de niños, y además de animarte, esta elasticidad te servirá como base para practicar tu deporte favorito evitando en gran medida el riesgo de lesiones de menisco. 

¿Cuántas veces a la semana es bueno hacer yoga? 
Una rutina de yoga semanal contribuye a aliviar dolores crónicos y posturales. Con una práctica constante bien adaptada muy pronto habrá buenos resultados ya que el yoga es muy beneficioso y efectivo para paliar la mayoría de los dolores crónicos como el dolor de cuello, la artritis reumatoide, dolor de rodillas, lumbalgia, dolor de espalda crónico, ciática o fibromialgia, entre otras dolencias. Eso sí, es imprescindible contar con la buena guía de un veterano instructor de yoga que conozca bien su oficio para obviar contraindicaciones y evitar lesiones. 

Se trata de una magnífica terapia de rejuvenecimiento anti edad ya que también se han hecho estudios recientemente que indican que una rutina moderada de yoga y meditación ayuda a proteger el ADN de los daños provocados por un estilo de vida sedentario o por el natural paso de los años. Se ha demostrado que la práctica habitual de yoga es capaz de rejuvenecer al revertir el proceso del envejecimiento ya hacer yoga tiene una incidencia directa sobre la telomerasa, esa famosa enzima clave para proteger los telómeros, los extremos de los cromosomas que se acortan en cada división celular y que cuanto más largos sean, más longevidad nos auguran. 

¿Sirve el Yoga para adelgazar y bajar de peso? 
La posibilidad de bajar de peso al quemar calorías sin mucho esfuerzo es una promesa del yoga que atrae a muchas personas a las clases ya que se ha demostrado eficaz para adelgazar. Algunos investigadores en EEUU han consensuado que la práctica del enérgico Vinyasa Yoga supone un gasto calórico promedio de 6 kcal/minuto, lo que equivale a quemar unas 480 calorías por hora. El yoga no es la panacea, pero su práctica sí que es ideal como complemento a coger hábitos alimenticios más sanos y a seguir una dieta de adelgazamiento para mantener la báscula a raya. 

Beneficios de la respiración Yoga Completa 
La Yogoterapia enseña a respirar no solo correctamente sino conscientemente para lograr los numerosos beneficios que aporta al cuerpo físico y a la mente humana la respiración yoga es completa. En los ejercicios se realiza mayormente la poderosa y calmante respiración abdominal o diafragmática. En la respiración yoga completa la inspiración se inicia en el abdomen para continuar en la zona intercostal y terminar en la clavicular, y en la espiración sigue armoniosamente el recorrido a la inversa. Esta manera yoga de ejercitar los pulmones incrementa la oxigenación de las células. Además, respirar profundo a la manera yoga y a un ritmo pausado ralentiza el ritmo cardiaco y relaja los músculos. En el caso de las mujeres embarazadas, la respiración pranayama es una técnica perfecta para la preparación al parto o para abordar cualquier situación en la que el dolor tenga visos de aparecer. 

Yoga para la salud del corazón y las arterias 
Pero los beneficios del yoga para el cuerpo físico no acaban ahí, ya que practicar a diario también reduce los niveles de cortisol y colesterol en sangre. Esto significa que hacer yoga contribuye a deshacer los entramados hormonales que el estrés organiza en el organismo humano elevando exponencialmente el nivel de cortisol, ya que las asanas, la respiración y la meditación combinan en una misma práctica movimiento y relajación contribuyendo a equilibrar y relajar el sistema nervioso. Lo mismo ocurre con el temido colesterol alto, son numerosos los estudios que avalan los beneficios que la práctica asidua del yoga tienen sobre el control de la presión arterial y la acumulación de la grasa en las arterias. Ejercitarse a diario palia grandemente la posibilidad de sufrir una enfermedad cardiovascular. Y si ya se padece, el yoga ayuda a prevenir los infartos cerebrales o coronarios. 

¿Quieres saber más del Yoga? No dejes de leer los blog y la web de Jesús Bonilla Tanumanasi donde la pasión por esta disciplina me hace escribir post en los que el yoga no aburre, sino que engancha.

Entradas populares